Bellas ArtesEjemplar XXIV

SWAB Barcelona

SWAB Barcelona

La feria de arte contemporáneo de Barcelona

Por: Redacción

Dos de los integrantes del equipo de Artepoli (Mireia Correcher y Pierre Rivero), hemos visitado de última hora, la feria de arte contemporáneo más importante de Barcelona, Swab. Esta cita anual congrega a más de 75 salas. Cerró sus puertas el pasado 29 de septiembre en su duodécima edición y hemos tenido el privilegio de ser atendidos por su director Joaquin Díez Cascón, que ha abierto las puertas de la feria a esta publicación. También hemos contado con la opinión de los representantes de dos galerías: la Casa Equis, representada por Diego Beyró y Fernanda Salazar así como con la experiencia de Javier López, director de 3Punts, una de las salas locales más importantes que participa en esta feria y que cada año ofrece algunas de las propuestas más comentadas y visitadas del evento.

SWAB es investigación estética y conceptual; profundiza en todas las manifestaciones plásticas, desde las disciplinas y técnicas más ortodoxas hasta las tendencias más revolucionarias del arte digital y el arte contemporáneo. En un entorno atractivo y con un espacio confortable, SWAB es una feria de particularidad recogida e íntima, el visitante recorre sus espacios en un ambiente comprometido y cercano. Es comparativamente refrescante en relación con otras muestras de referencia en las cuales la conglomeración de propuestas y asistentes a veces hacen la UX (experiencia de usuario) no muy satisfactoria. SWAB ha sabido superar todo este enrollo planteándonos un espacio selectivo, resultado de un fenómeno en el que intervienen multitud de factores organizativos que han funcionado a la perfección.

Artsy, el soporte digital

Las tecnologías presentes en el evento han facilitado una presencia virtual de primera fila para los curiosos digitales. Ya este fenómeno es habitual en los grandes eventos de arte y Artsy pone en las manos de la feria su plataforma, la cual permite a los interesados visitar cientos de obras de forma virtual con la posibilidad de solicitar información y realizar compras desde este portal de referencia.

Llegamos algo tarde y solicitamos cita de última hora con el Sr. Joaquín Díez Cascón, director de la SWAB Barcelona Contemporary Art Fair. Nos recibe en la entrada del recinto y nos concede algo de su tiempo dentro de la agitada agenda del día de clausura. EL cansancio de estos cuatro días de feria se hace evidente en la casi totalidad de los organizadores del evento; personal de refuerzo, becarios, organizadores, galeristas y otros que no esconden el agotamiento que provoca la gestión de un proyecto de tal envergadura, pero Joaquín Díez sigue mostrando esa energía del primer día, rebosa intención de enamorar y mostrar a todo visitante su obra como un artista que muestra orgulloso sus mejores trabajos. Aprovechamos su disposición e intentamos ajustar nuestras preguntas para no hacernos pesados.

Palabras del director

Pierre Rivero: Hola, la primera pregunta es de rigor. SWAB 2019 vive su duodécima edición ¿Cuál cree usted que es la importancia de este evento para la ciudad de Barcelona y el mercado de arte local?

Joaquín Díez Cascón: SWAB es la única feria de arte contemporáneo de Barcelona, y debido a eso, nosotros intentamos que SWAB sea una plataforma de intercambio, conocimiento y visibilidad del arte internacional más actual, tanto a través de artistas, galerías, agentes culturales y publico de Barcelona, como de los que participan en SWAB, siendo, por tando, una ocasión única para establecer esas relaciones, tanto colaborativas, como de adquisidor.

Pierre: ¿Cuál aspecto destacaría como principal atractivo de SWAB 2019?

Joaquín: Creo en la posibilidad de, a través de sus diversos programas y de su escala humana, ver de una manera asimilable las propuestas artísticas más actuales e innovadoras del panorama artístico internacional; y acceder de una forma directa a esas propuestas y sus autores.

Pierre: Los que asistimos a exposiciones asiduamente, en ocasiones tenemos la sensación de vivir en un ecosistema donde te encuentras con los mismos rostros, en la mayoría de los casos, artistas y otros profesionales del medio. En el último año he notado un ligero cambio en esta tendencia, al menos en las grandes ciudades, con un nuevo tipo de visitante que se acerca tímidamente al coleccionismo; pero va cambiando el panorama. ¿Está pasando también en SWAB 2019?

Joaquín: Nosotros queremos acercar el arte a las nuevas generaciones y promocionar ese nuevo coleccionismo. Así mismo pretendemos involucrar a esa parte de la sociedad que por diversas razones ha vivido alejada del ARTE en sí mismo. Y todo ello a través de la presencia de artistas que inician o están consolidando su carrera y que por tanto, los precios de sus obras son accesibles a todo tipo de poder adquisitivo, todo ello en un entorno agradable de comunicación y trato personal.

Pierre: ¿Cómo ha influido la crisis en la solvencia de las ferias de arte? ¿Son rentables?

Joaquín: Este cambio de era que estamos viviendo, y que aún está en plena evolución, lógicamente afecta a todos los sectores de la sociedad y de la cultura, las ferias de arte incluidas .Además, al convertirse las ferias en un instrumento de visualización casi imprescindible para las galerías, ha generado una saturación de las mismas que obliga a ser muy creativo e imaginativo, así como muy eficiente en la gestión de una feria, para poder conseguir estar presente en el circuito internacional y mantenerse en el mismo sin generar pérdidas y con la máxima calidad. Ese es nuestro objetivo.

Pierre: SWAB es una feria llena de programas y actividades colaterales, SWAB Thinks, SWAB Reading, SWAB Kids Senses para los más pequeños entre otras. ¿Hay alguna de ellas de la que esté especialmente orgulloso?

Joaquín: Creo que cada uno de ellos es importante, y la suma de ellos es algo que nos diferencia y confiere el atractivo de SWAB.

Pierre: Para terminar ¿Qué consejos le daría a los nuevos coleccionistas que asisten a SWAB y que nos recomienda, apostar por valores seguros o arriesgar en nuevas propuestas? y si fuese la primera opción, ¿Cuáles son los valores seguros en el mercado actual?

Joaquín: Claramente, apostar por las nuevas propuestas. Es importante apostar por el artista con el que podremos crecer de forma paralela, el en su trabajo e investigación y nosotros en el conocimiento y aproximación al arte a través de él.

Agradecemos este tiempo que nos ha regalado el director y continuamos nuestro circuito. Nos detenemos frente a un espacio que nos parece singular por su propuesta colorista. Es la Casa Equis, aquí Mireia, subdirectora de Artepoli visiblemente interesada en la obra es estos artistas se dirige a Fernanda microfono en mano.

Presencia internacional

La Casa Equis, con sede en Ciudad de México, se presenta como un espacio que incluye arte contemporáneo tradicional e independiente. La propuesta singular de esta sala es que no representa artistas en exclusiva, sino que representa obras por periodos de tiempo limitado. Entrevistamos a Diego Beyró, artista y representante de la Casa Equis, acompañado de su socia Fernanda Salazar, asociada en varios proyectos con la galería.

Mireia: ¿Primera vez en la feria? ¿De quién ha sido la idea?

Diego: Es la primera feria internacional en la que participamos, nos llevamos sobre todo un gran aprendizaje, contacto con otras galerías, el proceso de selección de obras etc. Hemos estado en otras ferias como visitantes, y en ocasiones acompañando coleccionistas, de aquí sacamos nuestros parámetros comparativos. Fernanda tiene mucha experiencia en ferias como assistant shopper de coleccionistas y yo quería probar esta experiencia. Creo que ha sido un poco de los dos.

Fernanda: Hemos aprendido que la obra de mucho color no es lo que está funcionando aquí. Latino-américa tiene un tipo de público más colorista. Constato que las galerías nacionales tienen la ventaja de conocer el público visitante.

Mireia: Hablando de esto, me llama la atención el tratamiento de los colores de su colección, son unos colores muy vivos en contraposición a la estética acostumbrada aquí en Europa, más centrada en colores tierras y menos coloristas. ¿Este planteamiento se debe al carácter mexicano de la sala?

Fernanda: No, para nada. La selección que hicimos se basó en la misma estética que hemos visto en otras ferias. Hemos traído artistas muy frescos con propuestas atractivas y en ocasiones arriesgadas y originales, nos pareció que podía ser atractivo para un público europeo, pero no, no tiene nada que ver con que estemos en México.

Diego: Además con el movimiento que hay en estos momentos en la ciudad de México, con tantos extranjeros y locales que llenan la ciudad de influencias multiculturales disímiles, no diría que hay una línea específica, sino que hay un poco de todo.

Pierre: ¿Estáis especialmente orgullosos de alguna obra en especial de esta colección?

Fernanda: Bueno, a mí la obra de Gina Mier es un trabajo que me fascina, pero la obra que con diferencia le ha gustado más al público ha sido la de Alexis Cruses, de hecho, ha sido adquirida por la Fundación Lluís Corominas.
Esta respuesta casi la dan al unísono, nos hizo gracia la sincronización de ideas de este equipo.

Mireia: ¿Qué tiene preparada la Casa Equis para los próximos años?

Diego: Queremos seguir explorando mercados y este ha sido el inicio. Como decía anteriormente SWAB ha sido la primera iniciativa de este tipo y creemos que nos ha servido de base para las próximas aventuras. Queremos probar con otras ferias, ver cómo nos adaptamos a las propuestas, como el público responde, etc; pero, seguramente volveremos.

Pierre: ¿Algo positivo de SWAB?

Fernanda: Especialmente me ha gustado mucho la selección de salas. Nos hemos encontrado con propuestas de mucho nivel y hemos estado muy arropados y a gusto con la organización. Es pequeñita, lo que le permite al visitante explorar de una forma muy cómoda.

Pierre: ¿Algo que no te gustase mucho?

Diego: Que nos hubiese gustado, vender más.
“Risas”.

Fernanda: Es que todavía no nos queda muy claro si ha sido nuestra propuesta, si es Barcelona, si es el momento. Nos hemos dado cuenta también que muchos de los visitantes son artistas, lo cual lo hemos aprovechado para hacer nuevos contactos.

Gente de casa

Nos despedimos de Fernanda y Diego y seguimos el recorrido por la feria. En estos pasillos nos encontramos con una sala presente en este evento desde hace muchas ediciones. No quisimos dejar pasar la oportunidad de visitarlos y entramos en el stand de 3Punts, nos atiende Javier López y también nos ofrece su visión acerca SWAB.

Situada en el corazón de Barcelona, 3 Punts Galeria, desde 1994 y hasta hoy se dedica a promocionar la carrera de artistas nacionales e internacionales. Este espacio se enorgullece de hacer accesible el arte contemporáneo a cualquiera que esté interesado. Sus colecciones abarcan un amplio abanico de disciplinas y muestran exposiciones de calidad debidamente seleccionadas.

Pierre: Hola Javier, Una curiosidad, ¿el nombre de la sala 3Punts de donde proviene?

Javier López: Se considera que una superficie con 3 puntos de apoyo tiene gran estabilidad, que es lo que buscábamos cuando inauguramos la galería hace 25 años.

Pierre: ¿Qué es lo que ha encontrado en 3 Punts en estos veinticinco años y como es un artista 3 Punts?

Javier: Un reto diario, una gran responsabilidad y la necesidad de mantenerse al día de los que los coleccionistas buscan y los artistas producen. Una gran dosis de complicidad con ambos.

La posibilidad de desarrollar mi trabajo implicado en todas las facetas del mundo del arte y tener unas relaciones estupendas con todos los agentes que intervienen. En 3 Punts siempre estamos atentos a los nuevos talentos. El primer paso para ser representado por 3 Punts sería hacernos llegar imágenes y textos de las creaciones de los artistas que así lo deseen.

Pierre: Respecto a la feria, se suele escuchar que en las ferias es donde más se vende. ¿Cuál es la experiencia de 3 Punts en SAWB?

Javier: Depende de la feria y de la propuesta que cada galería presente. Sí se ha creado un cierto hábito por parte de los coleccionistas de comprar en ferias, lo que supone un gran esfuerzo financiero para las galerías.

SWAB tiene su “sello” propio y eso es positivo, aunque hay que seguir trabajando para mejorar la respuesta de los coleccionistas.

Pierre: En época de crisis se cree que los coleccionistas sólo apuestan por valores seguros, como los grandes artistas del siglo XX, y no invierten en jóvenes artistas. Veo que la media de edad de sus artistas ronda entre los 40 y 50 años lo cual es una apuesta clara por el talento joven ¿Piensas que esto es cierto? Aunque anteriormente Joaquín hacía una apuesta clara por las nuevas propuestas.

Javier: Si, es cierto. Pero también hay un nicho de coleccionistas que compran lo que les gusta y no piensan tanto en el concepto inversor, es ahí donde más nos movemos nosotros, si bien procuramos que los artistas que representamos sean jóvenes, pero suficientemente consolidados a su vez.

Pierre: Cada vez existen más galerías digitales, que no cuentan con espacio físico. ¿Cómo afectan estas propuestas a las salas tradicionales?

Javier: Me parece bien, si son profesionales y respetan las reglas del mercado del arte.

Pierre: Para finalizar, me gustaría que nos hicieses una recomendación.

Javier: Recomiendo a las personas a las que les interesa el arte que visiten las galerías y vean las exposiciones individuales que hacemos de cada artista representado, allí es donde se puede comprender mejor el discurso del artista.

Despedida

Nos vamos y dejamos esta feria 5 minutos antes de cerrar sus puertas, hemos salido como se sale de pocas ferias; relajados y con ganas de más. Las expectativas para el próximo SWAB son altas. Como artepolianos, agradecemos a nuestros anfitriones su amable colaboración y como artistas el compromiso de estas entidades y gestores con el nuevo arte. Nos despedimos sabedores de que el arte no depende de si está en galerías o en ferias. El arte no tiene un espacio, solo tiene calidad o no.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *